ANÁLISIS: Warhammer 40.000: Squad Command (61)

Estándar

El universo del Warhammer 40.000 por fin en Nintendo DS.

Warhammer 40.000: Squad Command

Por Julen Zaballa “Asadapi.- De la mano de la desarrolladora Red Lynx llega a Nintendo DS “Warhammer 40.000: Squad Command”. Un título de estrategia por turnos que mantiene muchas de las características vistas en la saga “Pathway to Glory”, creada también por esta compañía finlandesa para el híbrido entre consola portátil y teléfono móvil N-Gage. No obstante, ésta vez dejaremos de lado la II Guerra Mundial para adentrarnos en la franquicia futurista de la multinacional británica Games Workshop. Para quienes no conozcan esta compañía, comentar que nació en Nottingham (Gran Bretaña) en el año 1975 y desde su creación se ha dedicado a la edición y producción de juegos de guerra de mesa. Entre sus franquicias más conocidas se encuentran “Warhammer Fantasy” (centrado en la Edad Media fantástica), “El Señor de los Anillos, el juego de batallas estratégicas” (basado en el universo creado por J.R.R. Tolkien), y “Warhammer 40.000” que nos llevará a un futuro apocalíptico militarizado, asediado por las Fuerzas del Caos y los Tyranidos, unos guerreros alienígenas capaces de devorar sistemas enteros.

La particularidad de estos juegos de estrategia recae en las múltiples posibilidades de personalización, gracias a las miles de unidades en forma de figuras que se pueden utilizar durante una partida, y que incluso se pueden pintar a nuestro gusto. A esto debemos sumar la posibilidad de dotar de atributos, mejoras o armamento a nuestras tropas teniendo en cuenta un número limitado de puntos que se establecen antes de comenzar el juego. Este particular universo de los ‘wargames’ ha ido ganando miles de adeptos por todo el mundo y como suele ser habitual, ha terminado por dar el salto al ocio electrónico, especialmente a la plataforma PC. Sin embargo, “Warhammer 40.000: Squad Command” se ha convertido en el primer título de esta franquicia en aparecer en las consolas portátiles PSP y Nintendo DS. En las siguientes líneas desgranaremos cada uno de los detalles de este interesante juego de estrategia para la portátil de Nintendo.

Jugabilidad

Warhammer 40.000: Squad Command

La primera impresión a la hora de ponernos ante “Warhammer 40.000: Squad Command” es la enorme similitud con los anteriores juegos realizados por los chicos de Red Linx. Básicamente han recuperado el estilo de juego de “Pathway to Glory” y lo han llevado hasta el increíble universo futurista de Warhammer 40.000. Dejaremos de lado nuestro pelotón de valerosos soldados del bando aliado para dirigir una unidad de seis hombres de las Fuerzas del Imperio. Su historia nos llevará al eterno enfrentamiento contra los demoníacos Marines Espaciales del Caos, un ejército de despiadadas máquinas de matar con poderes infernales que nuevamente han invadido uno de los planetas del universo creado por Games Workshop.

El juego nos llevará por un total de 15 misiones en solitario donde tendremos que vernos las caras contra estos terribles enemigos. Cada pantalla vendrá precedida por un pequeño texto explicativo que nos pondrá al día sobre la historia y nos establecerá los objetivos a cumplir. Normalmente consistirán en eliminar a toda una escuadra de enemigos o abatir a un oficial, entre otros. Antes de lanzarnos al campo de batalla podremos escoger entre más de 20 armas de combate tomadas directamente del universo Warhammer 40.000, que incluyen el Bolter, la Pistola de Plasma, la espada sierra y el Puño de Poder. Sin embargo, hemos encontrado un detalle que no nos ha gustado nada, y es que el juego no nos indicará en qué condiciones o tipo de escenario vamos a batirnos, por lo que la selección de equipo quedará en manos del azar. No obstante, recomendamos un equipo nivelado con varios hombres de acción, al menos un explorador y un par de soldados encargados de la artillería pesada que se dediquen a volar por los aires todo lo que encuentren en su camino.

Warhammer 40.000: Squad Command

Cada soldado contará con unos puntos de acción tal y como pudimos ver en “Pathway to Glory”. Un sistema de juego perfeccionado y que el título para PC “UFO: Enemy Unknown” (MicroProse Software, 1993) puso de moda. Cada acción que realicemos, como andar hasta cierta localización o disparar a un enemigo situado a distancia, tendrán un coste de puntos. Además habrá que tener en cuenta otro tipo de variables que repercutirán en el gasto, tal como andar agachados (protegiéndonos con los elementos de pantalla) y apuntar con certeza. Tras mover a todos nuestros hombres finalizaremos el turno y daremos paso al del enemigo, en el que no tendremos la posibilidad de realizar ninguna acción. No obstante, si al dar por terminado nuestro turno, alguno de los hombres que manejamos cuenta con los suficientes puntos de acción podrá repeler un ataque hostil o eliminar a un oponente de forma automática. Aunque para ello, el enemigo tendrá que atravesar nuestro arco visual de color verde, al estilo de lo visto en “Commandos: Behind the Enemy Lines”. Durante el juego, los soldados podrán cubrirse con los elementos desperdigados por el escenario. Sin embargo, en esta ocasión todo el mapeado será totalmente destructible, por lo que en muchas ocasiones un cambio en las estructuras, edificaciones, escombros, ruinas,… significa volver a replantear toda la estrategia de ataque.

“Warhammer 40.000: Squad Command” hace uso de las dos pantallas de nuestra Nintendo DS. En la superior veremos el mapa del escenario donde estamos realizando nuestra escaramuza, mientras que la acción se realizará totalmente en la pantalla táctil. El control no es tan perfecto como nos gustaría y en algunas ocasiones hemos perdido algún hombre por su culpa. El juego también incluye la posibilidad de disfrutarlo mediante la cruceta de dirección y los botones. Se gana seguridad pero se pierde tiempo, por lo que finalmente, y tras varias partidas, nos hemos decantado por un manejo combinado de stylus-botones. Este sistema hace que el control sea mucho más rápido y fluido, algo indispensable para las partidas multijugador.

Warhammer 40.000: Squad Command

Y es que el juego incluye la posibilidad de enfrentarnos a otros contrincantes utilizando las capacidades inalámbricas de la consola, hasta contra ocho jugadores; incluso si no disponen del cartucho. El poseedor del cartucho original se encargará de alojar la partida, seleccionar el tamaño del campo de batalla (pequeño, medio o grande), así como el tipo de escenario: hielo, industrial o desierto. Inmediatamente pasaremos a seleccionar el grupo de marines que queremos comandar: Marines Espaciales o Legiones de Marines Espaciales del Caos. Las condiciones para llevarnos la victoria serán capturar todos los cuarteles generales y mantener su defensa durante un turno o destruir todas las tropas enemigas. Además del modo inalámbrico, el juego hará uso de la Conexión Wi-Fi de Nintendo, donde podremos vernos las caras con usuarios de cualquier parte del mundo o contra nuestros amigos, gracias al sistema de los Códigos Amigos y búsqueda de contrincantes online. Todos nuestros datos serán almacenados en Clasificaciones Globales, donde podremos ver nuestras estadísticas personales, así como la lista de los mejores jugadores mundiales.

Gráficos

Warhammer 40.000: Squad Command

El aspecto visual de “Warhammer 40.000: Squad Command” es cumplidor. Aquel que busque grandes alardes visuales no los encontrará en esta versión para Nintendo DS. De buenas a primeras, veremos escenarios recreados en 3D en una vista isométrica que nos recordará a lo visto en la saga de estrategia por turnos “Pathway to Glory”, pero salvando las distancias. En ningún momento podremos girar la pantalla para observar qué hay detrás de las construcciones o de los diferentes elementos que componen las fases. Se supone que cuando uno de nuestros marines se encuentra en uno de esos ángulos oscuros, el motor gráfico fuerza la transparencia de estos elementos para poder seguir teniéndolo localizado. Y decimos que se supone, porque en ocasiones ese efecto brilla por su ausencia. Este es sólo un ejemplo de la falta de estabilidad de la que adolece todo el juego, acompañado de un incesante popping y ralentizaciones al mover la cámara por el escenario. Por si esto fuera poco, los marines son demasiado pequeños como para poder disfrutar de los innumerables detalles con los que cuentan sus homónimos de miniatura. Sin embargo, no podemos decir lo mismo de algunos vehículos disponibles en algunas batallas como el ‘Land Rider’, ‘Landspeeder’ o ‘Predator’.

Música & Sonido

Warhammer 40.000: Squad Command

Como no podía ser de otra forma, el compositor Stakula Oy vuelve a colaborar con la desarrolladora finlandesa Red Linx tal y como ya lo hizo en las dos entregas de Pathway to Glory y en el juego “High Seize”. No obstante, su trabajo no es destacable en este juego para Nintendo DS, ya que queda desgraciadamente relegado a un segundo plano. Tan solo oiremos sus creaciones durante la presentación del juego y en los menús: unas melodías tenebrosamente épicas y corales aderezadas con ritmos militares. Asimismo, durante la partida no habrá ni un sólo ápice de música, algo que se echa bastante de menos, recayendo toda la carga sonora recae sobre los efectos. Estos nos acompañarán en cada una de nuestras acciones, desde movernos por el escenario hasta disparar contra el enemigo, destacando las voces de nuestro marines al recibir una orden.

Conclusión

Warhammer 40.000: Squad Command

“Warhammer 40.000: Squad Command” no es un juego como para echar cohetes pero cumple perfectamente como opción para aquellos usuarios de Nintendo DS ávidos por encontrar un título de estrategia por turnos más o menos decente. Los chicos de RedLinx no han arriesgado mucho y han trasladado a la portátil de doble pantalla un sistema de juego que en N-Gage funcionó, pero que en esta ocasión no ha cuajado bien. Los fallos de control mediante la pantalla táctil, pieza fundamental en la consola de Nintendo, y el acabado gráfico insuficiente han sido los aspectos que más han pesado a la hora de valorar el juego. A todo esto hay que sumar la falta de personalización de los seis marines que disponemos en la unidad, rompiendo con una de las características más importantes del universo Warhammer. Aún así, los aficionados al mundo creado por Games Workshop sabrán apreciar cada uno de los pequeños detalles del producto.

(Publicado: 04-02-2009)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s